Atrás

GLIOBLASTOMA MULTIFORME Y MENINGIOMA SECRETOR EN COLISIÓN: REPORTE DE DOS CASOS NEGATIVOS PARA LA MUTACIÓN KLF4 K409Q.

Autor/es
REPORTE DE DOS CASOS. Ruiz J, Diaz-Crespo F, Melendez B, Mollejo M.
Servicio de Anatomía Patológica y Unidad de Patología Molecular. Complejo Hospitalario de Toledo.
franciscod65@yahoo.com
Orden de Presentacion
49
Fecha de Presentacion
Viernes 7, 17.15 - 17.45 h. Sesión II
Pantalla
1

Introducción

El meningioma y el glioblastoma multiforme son tumores del sistema nervioso central relativamente frecuentes, representando un 24 al 30% y 12 al 15 % de las neoplasias intracraneales respectivamente. Sin embargo, el encontrar la colisión temporal y anatómica de estos dos tumores es un hallazgo muy raro, con menos de 5 casos descritos en la literatura hasta la fecha.

Materiales y métodos

Por ello describimos dos casos intervenidos en el Complejo Hospitalario de Toledo, ambas pacientes mujeres, una de 86 años y otra de 22 años, con una neoformación intracraneal, la primera localizada en la región frontal derecha y la segunda en la región fronto-parietal izquierda, de características radiológicas heterogéneas, procediéndose a la resección macroscópicamente completa de las lesiones. Las muestras fueron fijadas en formol al 10%, procesadas en bloques de parafina y teñidas con hematoxilina y eosina. En nuestra unidad se realiza análisis histológico, inmunofenotípico y genético de rutina para determinación de mutaciones como IDH que establezcan el pronóstico de estos pacientes, en concordancia con los estándares actuales para el estudio de estas neoplasias. Tras la revisión retrospectiva de los casos, se realizó la extracción del ADN del bloque de parafina para análisis por PCR de la mutación KLF4 K409Q, recientemente descrita.

Resultados

Histológicamente se observó una proliferación meningotelial agrupados en nidos, compuestos por células con citoplasma amplio y eosinófilo, algunas con inclusiones hialinas, positivas para EMA y con un bajo índice de proliferación, adyacentes y en íntimo contacto con otra tumoración compuesta por una proliferación glial difusa, con marcada atipia y pleomorfismo nuclear, imágenes de necrosis en empalizada, positividad para PGFA y alto índice proliferativo, cuyos diagnósticos definitivos fueron meningioma secretor en colisión con glioblastoma multiforme. La mutación KLF4 K409Q resultó negativa en ambos meningiomas secretores.

Conclusiones

En conclusión, presentamos por primera vez en nuestro conocimiento dos casos de tumores de colisión de glioblastoma y meningioma secretor con ausencia de la mutación KLF4 K409Q. Futuros estudios deben ser realizados para determinar el pronóstico de esta asociación de tumores y delimitar sus características moleculares.