Atrás

Diferencias en la expresión de metaloproteinasa 2 (MMP-2) entre el centro y la periferia tumoral en los gliomas. Relación con el subtipo histológico y el grado tumoral.

Autor/es
Ana Felpete1, Cristina Gómez Bellvert3, Marta Brell2, J. Ibáñez2, , Bartolome Burguera1, Marga Frontera1, Marta E. Couce3
1 Unidad de Investigación, HUSD , 2 Departamento de Neurocirugía, HUSD, 3Departamento de Anatomía Patológica, HUSD, Palma de Mallorca, Islas Baleares. Hospital Universitario Son Dureta
anabel.felpete@ssib.es
Orden de Presentacion
85

Los gliomas se caracterizan por su rápido crecimiento y su gran capacidad infiltrativa. En el proceso de invasión, las células neoplásicas interaccionan con la matriz extracelular y con las células sanas del parénquima cerebral circundante. Las metaloproteinasas son endopeptidasas capaces de degradar la matriz extracelular favoreciendo la migración de células tumorales. Este proceso se lleva a cabo en parte, por la secreción de metaloproteinasas de matriz (MMPs). Niveles elevados de MMPs se han correlacionado con el grado de invasión tumoral en gliomas. Las células neoplásicas gliales expresan, en particular, la metaloproteinasa de matriz 2 (MMP-2). En el presente trabajo, estudiamos 24 gliomas y 4 metástasis cerebrales. Diecisiete casos (68%) fueron gliomas de alto grado, 12 (43%) GBM, 7 (25%) gliomas anaplásicos, y 4 gliomas de bajo grado (14%). Todos los pacientes fueron sometidos a cirugía exerética lográndose una resección completa en 15 pacientes (53.5%) y una resección parcial en 13 casos (46.5%). Tras una mediana de seguimiento de 14 meses, 15 pacientes (53.5%) permanecían vivos, 10 pacientes (35.7%) habían fallecido y 3 se habían perdido de seguimiento. El análisis de RT-PCR en tiempo real confirma la expresión de MMP-2 en todos los casos. Se hallaron diferencias en la expresión de MMP-2 entre el centro y la periferia tumoral en todos ellos, siendo mayor la expresión de MMP-2 en el centro con respecto a la periferia en la mayoría de los tumores analizados (68%). Estas diferencias alcanzaron significación estadística en los gliomas (p=0.031) y especialmente en los gliomas de alto grado (p=0.022). La expresión de MMP-2 fue significativamente mayor en el centro de los gliomas de alto grado que en el centro de las metástasis (p=0.039). La expresión de MMP-2 no mostró valor pronóstico de supervivencia global o supervivencia libre de progresión en los pacientes con GBM. Sin embargo, es necesario extender el tiempo de seguimiento en estos pacientes para poder evaluar de forma más precisa el potencial valor pronóstico de la expresión de MMP-2 en estos tumores.Nuestros hallazgos demuestran, una vez mas, la marcada heterogeneidad territorial de los gliomas; sugiriendo de forma indirecta, la importancia de planificar la zona tumoral en una biopsia diagnóstica en estos pacientes. Es probable que en un futuro, esta planificación lleve a diseñar de una forma mas efectiva, una estrategia terapéutica adecuada.